Recesión y altas tasas de interés: la morosidad bancaria aumentó 72% en 2018

La empresas son el sector que más subió en dudas bancarias

En un año de recesión y altas tasas de interés, la mora del sector privado trepó al 3,1% de la cartera total al cierre del año pasado, 1,2 puntos por encima del fin de 2017, según informó hoy el Banco Central (BCRA). Aunque a niveles manejables todavía para el sistema financiero, el valor muestra que las turbulencias del año pasado acercaron la morosidad al período recesivo de 2008-2009.

La morosidad que más subió fue la de las empresas, al 2,4% en diciembre. Se trata de una suba de 1,5 puntos porcentuales respecto del cierre de 2017,  y de 0,3 puntos respecto de noviembre.

Fue «debido fundamentalmente al comportamiento de los préstamos a la construcción, al comercio y a la industria», explicó el Informe de Bancos del BCRA.

La mora en empresas fue debido fundamentalmente al comportamiento de los préstamos a la construcción, al comercio y a la industria

En tanto, la morosidad que trepó al nivel más alto es la de los préstamos a los hogares, que alcanzó 4% de la cartera total, tras aumentar 0,1 punto mensuales y 1,1 puntos el año pasado. «El desempeño interanual fue conducido por las líneas al consumo (personales y tarjetas) y, en menor medida, por los prendarios», dice el informe.

Y agrega: «El ratio de mora de los créditos hipotecarios a las familias cerró el año en un nivel equivalente a 0,3%, levemente por encima del registro de fines de 2017. En particular, la irregularidad de los préstamos hipotecarios en UVA se ubicó valores bajos en diciembre en torno a 0,19% del total».

El año 2017 había cerrado con una morosidad total de 1,8%, pero el crédito se volvió inaccesible o muy riesgoso en un año en que el BCRA elevó las tasas de interés a niveles impagables para frenar la devaluación, la actividad entró en recesión y se aceleró la inflación.

Los bancos ahora observan que el ratio de morosidad del sector privado crece mes a mes (0,2 puntos en diciembre).

«Cabe señalar que los niveles de irregularidad del financiamiento bancario al sector privado continúan en niveles bajos en una comparación histórica y respecto a los valores observados en otras economías de la región y emergentes», advierte el BCRA.

La morosidad llegó a valores de 3,1% en junio y diciembre de 2008 subiendo a 3,7 y 3,5% en los mismos meses de 2009, según el BCRA. Lejos del 40% en la crisis de junio de 2003.

«El contexto de mora es todavía bastante bajo, más alto de lo que era, pero bajo«, dijo Marcelo  Gruttola, AVP Analyst del sistema financiero de la calificadora de riesgo Moody’s.

Cabe señalar que los niveles de irregularidad del financiamiento bancario al sector privado continúan en niveles bajos en una comparación histórica y respecto a los valores observados en otras economías de la región y emergentes

Sin embargo, los bancos son cautos para prestar a las personas y empresas que se acercan a estos niveles de tasa de interés, conscientes de que si pagan este alto costo financiero es porque necesitan cancelar deudas anteriores.

«Los bancos quieren prestar más allá de que ahora estén invertidos en Leliq. Pero tienen que prestar a tasas que compensen con el riesgo que toman y el costo de oportunidad de Leliq y la tasa a la que tienen que prestar hace que muchas empresas e individuos no lo tomen. O que algunos casos que sí toman préstamos a esa tasa sean los más riesgosos», agregó Gruttola.

De ahí que las empresas busquen financiarse con la AFIP y haya generado indignación entre las pymes la decisión del organismo recaudador de elevar las tasas de intereses resarcitorios y punitorios la semana pasada.

La tasa a la que tienen que prestar los bancos hace que muchas empresas e individuos no lo tomen. O que algunos casos que sí toman préstamos a esa tasa sean los más riesgosos

Para Guillermo Barbero, socio de First Corporate Finance Advisors, en diciembre parece que se hubiera llegado al límite de crecimiento de la mora. «Empezamos a ver la estabilización de la misma y un mejoramiento, a partir de ciertos casos puntuales que relevamos», dijo.

«Pareciera que se está empezando a ver la reactivación de crédito de a poco porque como se deterioró mucho la calidad crediticia de muchos individuos y empresas, la recuperación del crédito es más lenta», agregó Barbero.

Como consecuencia, el sistema financiero cerró el año con altos niveles de previsionamiento, luego de que en el último mes del año se elevara 0,3 puntos la exposición al sector privado «por el aumento del saldo de financiaciones a este sector en situación irregular».

Alcanzó 87% el previsionamiento agregado de la cartera irregular sin contar las previsiones mínimas de la cartera regular y 121% considerando el salto total de previsiones contables.

Seguir leyendo:

Lopetegui se reunió con petroleros de Vaca Muerta: se mantienen los cambios que originaron la pelea con Techint, pero no habrá despidos

La paritaria docente bonaerense pasó a cuarto intermedio por un incidente con un sindicalista