El 89% de las mujeres argentinas tiene una parte de su cuerpo que la hace sentir incómoda

Cada vez hay menos mujeres satisfechas con sus cuerpos (iStock)

Algunos atribuyen la belleza a lo estético, otros a la esencia interior, mientras que otros la definen como la combinación de los factores anteriores.

Y aunque la belleza sea algo intangible, un estudio antropólógico elaborado por Natura reveló que en Argentina, en los últimos 10 años, la satisfacción femenina con su apariencia física disminuyó notablemente: hay menos mujeres totalmente satisfechas con el propio cuerpo.

La investigación “Cuerpo vivo” se realizó con el propósito de indagar sobre qué sucede en la actualidad con la relación que tiene la mujer con ella misma y con otras mujeres en temas del cuerpo. El estudio se llevó a cabo en Argentina, Brasil, Colombia y México para entender por qué la mujer no puede tener una relación fluida y conectada con su cuerpo y lo ve como algo ajeno a ella, que critica y cuestiona.

Hay menos mujeres totalmente satisfechas con el propio cuerpo y más mujeres insatisfechas en algún nivel que hace 10 años
Hay menos mujeres totalmente satisfechas con el propio cuerpo y más mujeres insatisfechas en algún nivel que hace 10 años

Las mujeres occidentales 

La manera occidental de relacionarse con la corporalidad está marcada por un dualismo que genera una percepción dividida entre cuerpo y mente. Se habla del cuerpo como algo externo, un objeto sobre el cual se actúa, una parte de alguien. El contexto contemporáneo es de obsesión con la delgadez, incluyendo los disturbios alimentarios y el frenesí de las cirugías estéticas. Poder, idealización y realidad están en juego en la constitución de la cultura corporal contemporánea.

De acuerdo a la investigación, la preocupación femenina con la grasa, las dietas y la delgadez funcionan como una de las estrategias más poderosas para normalizar y disciplinar cuerpos en el siglo XX. Aseguran la producción de autocontrol, auto monitoramento y autodisciplina de cuerpos más frágiles y dóciles, propensos a seguir modas basadas en normas sociales. Las mujeres, sin embargo, no asumen el riesgo de la cirugía estética sólo como víctimas pasivas; en vez de eso, muestran que esas normas de belleza son compartidas por el imaginario colectivo, incluyendo ellas mismas.

El contexto contemporáneo es de obsesión con la delgadez, incluyendo los disturbios alimentarios y el frenesí de las cirugías estéticas (Getty)
El contexto contemporáneo es de obsesión con la delgadez, incluyendo los disturbios alimentarios y el frenesí de las cirugías estéticas (Getty)

La construcción del cuerpo femenino en Argentina está íntimamente ligada a la creación de una identidad nacional homogéneamente blanca, europea, racional, católica y heterosexual. Tales paradigmas pautaron las instituciones y las relaciones sociales, haciendo invisible la presencia de minorías. Esto generó una ceguera cromática, parte del discurso de la identidad nacional, construida sobre la base de la exclusión del diferente y del control de marcas corporales que denota la diferencia, entre ellas las maneras, modo de vestir, lenguaje y acento.

La moda y la estética de los porteños, es decir, aquellos que viven en Buenos Aires, buscó acercarse a la francesa, inglesa e italiana como una manera de proclamar una mejora nacional. Muy influenciada por una mirada colonial sobre sí misma, de esta forma, Argentina adoptó una identidad europea al mismo tiempo que se alejó de una identidad latina.

De este modo, el estudio realizó la primera encuesta en redes sociales sobre la temática cuerpo para indagar en las percepciones de las 120.000 usuarias argentinas que participaron.

Las vacaciones generan estrés y ansiedad a muchas personas (Getty)
Las vacaciones generan estrés y ansiedad a muchas personas (Getty)

Un 89% de las mujeres afirmó que tienen una parte de su cuerpo que la hace sentir incómoda; un 67% no participó de alguna actividad por inseguridad/incomodidad con el cuerpo. En cuanto a los estereotipos físicos, un 56% afirmó que hay más libertad a la hora de mostrar cuerpos que no responden a los estereotipos físicos en comparación a años anteriores.

Los cánones de belleza, un arma de doble filo

A pesar de que son cada vez más los estereotipos que se van derrumbando en comparación al pasado, los estándares, junto con la presión social impuesta por factores como redes sociales, son temas de preocupación para las mujeres argentinas y por sobre todo en las adolescentes, quienes según datos del estudio, revelan que 1 de 10 adolescentes argentinos sufre de anorexia y bulimia. Además, Argentina ocupa el segundo puesto como el país con más casos de trastornos alimentarios. 

Un 67% no participó de alguna actividad por inseguridad/ incomodidad con el cuerpo
Un 67% no participó de alguna actividad por inseguridad/ incomodidad con el cuerpo

Miradas de mujeres sobre las mujeres

Las redes sociales son parte de la vida de muchos adolescentes, jóvenes y adultos. Facebook, Twitter e Instagram, las más populares en Argentina con millones de usuarios en cada plataforma, tienen, como todo, un aspecto positivo y negativo. Y es que muchas veces son escenario de críticas hacia las usuarias por no cumplir con lo esperado. Sin embargo, las críticas más fervientes suelen ser de mujeres hacia otras mujeres.

En este contexto, Infobae recopiló cuatro casos en donde mujeres señalaron con el dedo las imperfecciones de los cuerpos. Las respuestas de las famosas:

Sofía Pachano:

La actriz Sofía Pachano realizó un descargo en Instagram sobre cuerpos reales
La actriz Sofía Pachano realizó un descargo en Instagram sobre cuerpos reales

A la salida de una función de la obra Chorus Line Argentina, una espectadora fue a saludar a Sofía Pachano, una de las actrices del show, y le dijo una lamentable frase: “¿Qué te pasó? Estás más gordita”. A raíz de estas palabras, Pachano publicó una foto en bikini y al natural en su cuenta en Instagram con un contundente descargo sobre los estereotipos estéticos. “Soy una persona normal, que ama comer, tomar vino, bailar y hacer asados”, dijo.

María Vázquez

La modelo María Vazquez fue criticada en Instagram por subir una foto de bikini
La modelo María Vazquez fue criticada en Instagram por subir una foto de bikini

La modelo María Vázquez, publicó en su cuenta de Instagram fotos en bikini y recibió una catarata de críticas por su figura. “Realmente una vergüenza. Cómo, siendo madre y esposa de un caballero (el polista Adolfo Cambiasso), te animás a sacarte una foto tan horrible. Sos un esqueleto viviente”, le dijo un seguidor.

Otras destacaban su delgadez como algo negativo: “Sos muy flaquita. No me gusta, me da impresión. Parece enferma”, o “una malla enteriza le quedaría mejor, esa panza ya es de vieja”. Y no faltó el que escribiera “Asco”. Ante esta situación, Vázquez escribió:”Estoy no: soy (flaquita) y tengo mucha salud, la cual le agradezco a Dios”.

Micaela Viciconte

Micaela Viciconte recurrió a las redes para plasmar los distintos insultos y apodos que recibía
Micaela Viciconte recurrió a las redes para plasmar los distintos insultos y apodos que recibía

“Durante mucho tiempo recibí comentarios sobre mi cuerpo”, escribió Micaela Viciconte a modo de reflexión. “Que si era gorda, flaca, masculina, fuerte, débil”, detalló.

También se refirió a los distintos apodos derivados de su nombre que recibió a través de las redes sociales. Según el propio relato de la panelista de Incorrectas, todavía hay quienes la llaman “Vacaela”, “Tucán”, “Macho”, “Hombre”.

Sol Pérez

La chica del clima respondió fervientemente las críticas hacia su cuerpo
La chica del clima respondió fervientemente las críticas hacia su cuerpo

“Sol Pérez está redonda. Según ella es mucho más que un buen cuerpo. Supongo que ahora va a tener la chance de demostrarlo ¿Tendrá que bajarse del pony?”, escribió una seguidora junto una foto de Sol trabajando para Involucrados, entrevistando a Diego Pérez.

Furiosa, la modelo retrucó: “No sabés lo gorda que estoy, no duermo de lo mal que me tiene. Pensar que por gente como vos sigue habiendo chicas que sufren anorexia y bulimia”.

Las mujeres como poderosos agentes de cambios

Según la Organización sin fines de Lucro Pro Mujer, América Latina tiene una de las tasas más altas de desigualdad de género del mundo.  Las mujeres reinvierten un 90% de sus ingresos en sus familias y comunidades. Esto quiere decir que cuando las mujeres prosperan, toda la sociedad se beneficia.

De este modo, es crucial que las mujeres se perciban a sí mismas como poderosas agentes de cambio y lograr así cambiar las realidades y un mundo más equitativo.

SEGUÍ LEYENDO

Mujeres empoderadas: las redes, el punto de largada para las empresarias

Autoestima y bienestar emocional: El 74% de las mujeres argentinas se sienten lindas