Sánchez apela al voto al PSOE como garante de estabilidad y freno a Vox

Pedro Sánchez se postuló este viernes como el único garante de estabilidad en un futuro inmediato marcado por la desaceleración económica, la crisis territorial enquistada en Cataluña y una extrema derecha que según todos los pronósticos saldrá reforzada el 10-N. El presidente en funciones apeló al voto útil al PSOE a abstencionistas y los votantes desencantados de Ciudadanos y Unidas Podemos para sacar a España de la “encrucijada” mediante un Gobierno “fuerte, estable y progresista que frene a los franquistas” de Vox. “Somos la esperanza de Cataluña y de España”, afirmó Sánchez. El simbólico cierre en Barcelona se desarrolló sin incidentes.

Seguir leyendo.